• David Meneses

¡2 de octubre no se olvida! / Visibilización


El primer gran paso estaba dado: el FHAR había roto, estrepitosamente, las puertas del closet; aquellas puertas que "no dejan (o dejaban) estar a solas con tus besos" comenzaron a abrirse. La aparición del Frente Homosexual de Acción Revolucionaria en la conmemoración de un aniversario más de la Revolución Cubana el 26 de julio de 1978 consolidaba – de alguna manera – la lucha que, de una forma tan particular y propia, había comenzado

Salvador Novo al convertirse en el "mester de joterías" público. Sin embargo, aquella no sería la única muestra de visibilización; todo estaba siendo preparado para destruir definitivamente el closet que albergaba a la diversidad sexual. ¿Qué facilitó el "come out" nacional? Alejandro Brito nos responde:

Se pueden enumerar varios factores de tipo social, cultural, económico o político, pero sin duda uno de los más definitivos es el afianzamiento de la tolerancia en asuntos de moral social, resultado, a su vez, del proceso de secularización de la vida social y cotidiana (pérdida de influencia de la religión en las conciencias individuales), por un lado, y de la explosión demográfica (que vuelve inoperante todo intento de imponer "el orden moral"), por el otro (Brito, 2003).

1978 fue un año crucial para la visibilización del movimiento homosexual[1]; durante ese año se conmemoró una década de la matanza estudiantil de Tlatelolco, un hecho que marcó la historia de la sociedad mexicana y retrasó varios años la lucha por los derechos políticos. Sin embargo y contra lo esperado, este acto fúnebre se convirtió en una algarabía llena de colores, los colores del arcoíris, todo al grito de: ¡No hay libertad política si no hay libertad sexual! Claudia Hinojosa narra dicho acontecimiento en una entrevista brindada a Letra S:

Antes de 1978 las lesbianas y homosexuales nos reuníamos de manera informal en departamentos. No existían espacios públicos de convivencia. Ni pensar en hablar de derechos, lo que importaba era contener la violencia que sufrían muchos homosexuales en las calles por parte de la policía. A mediados de ese año leímos que un grupo de homosexuales había salido a las calles a unirse a las conmemoraciones por la Revolución cubana. Eso nos motivó. En una reunión surgió la propuesta de sumarnos a la marcha del 2 de octubre, en protesta por los asesinatos de estudiantes de 1968.

(...)Nuestro pequeño contingente, inferior al medio centenar de personas, marchó adelante del Partido Comunista con una gran pancarta: “No hay libertad política si no hay libertad sexual”. Escuchamos todo tipo de bromas homofóbicas. Los compañeros evitaban acercarse a nuestro contingente, pues sentían que podrían contagiarse de algo. Fuimos burlados y agredidos durante todo el recorrido, aunque también recibimos apoyos, y nuestro contingente era más numeroso por la gente que se unió en el transcurso. La gran sorpresa para todos fue que cuando entramos a la plaza de Tlatelolco, mientras ellos recibieron rechiflas, nosotros fuimos recibidos con aplausos y un apoyo total de la gente (Medina, 2008).

Claudia Hinojosa y otros integrantes del grupo LAMBDA no fueron los únicos en unirse a esta manifestación pública reivindicatoria de derechos; integrantes del FHAR repitieron su aparición pública, al igual que los integrantes de OIKABETH; sin embargo, un rostro destacaba entre aquella multitud, el rostro de "una necia" que, años atrás, anunció en televisión nacional la lucha contra la noción de "enfermedad" respecto a la homosexualidad: ahí estaba, en primera fila del colectivo homosexual, Nancy Cárdenas. Monsiváis relata al respecto:

El 1 de octubre de 1978 hablamos de la matanza de Tlatelolco y discutimos largamente sobre tu participación en el contingente gay. Quedaste de no ir para no precipitar otro capítulo en la historia de tu linchamiento moral, una activista predilecta de la derecha. Al día siguiente, ¿a quién veo encabezando al grupo gay? Claro que a ti, divertida, energética. Ese día entendí a fondo tu procedimiento básico, te doblegabas ante la prudencia y luego te cansas de su tiranía. Y cómo te emocionaron los aplausos (que sí se dieron) al anunciarse en el micrófono el arribo de los gays a la Plaza de las Tres Culturas. (Monsiváis, 2010. pp. 206-207)

El 2 de octubre de 1978 se convirtió en un parteaguas de la lucha por la sexualidad; a partir de aquel acontecimiento icónico, el cambio paradigmático en torno a la homosexualidad pasó a ser algo inevitable; la visibilización general, aunada a factores sociales, culturales y políticos específicos, permitió que la lucha del movimiento homosexual se enfocara en dejar atrás los estigmas del pasado (criminalización y patologización), para poder así enfocarse en la búsqueda de derechos.

Evidentemente, el cambio no fue inmediato (incluso, hoy en día, en ciertas personas y sectores sociales persiste el estigma de que la homosexualidad es una enfermedad), sin embargo, romper el closet significó el paso definitivo para anunciar, de manera contundente e irreversible, la presencia de los gays y lesbianas en la sociedad. ¡Están en todos partes y no se irán a ningún lado!

Tal y tan contundente fue el éxito de esta salida masiva del closet, que a partir del año de 1979 e ininterrumpidamente, se celebra año con año la Marcha del Orgullo Gay en nuestro país, la algarabía multicolor inunda las calles de diferentes ciudades del país el último sábado del mes de junio.

Es así, que el dos de octubre no puede ni debe olvidarse, no solo por los trágicos acontecimientos ocurridos en Tlatelolco en 1968, sino porque significaría el inicio de la lucha frontal por los derechos de la diversidad sexual.

Referencias:

Brito, Alejandro. (5 de junio de 2003). "Por el derecho a todos los derechos". Disponible en: http://www.jornada.unam.mx/2003/06/05/ls-movimiento.html

Medina, Antonio. (2008) "30 años de movilizaciones por la libertad sexual". En Letra S, no. 143, 5 de junio de 2008.

Monsiváis, Carlos. (2010). Que se abra esa puerta. Crónicas y ensayos sobre la diversidad sexual. México: Paidós/Debate Feminista.

[1] Entendemos Homosexual como el conjunto de hombres y mujeres con una orientación sexual distinta a la heterosexual, igualmente a personas con identidad de género distinta al marco de su sexo biológico.

}

#marchaLGBT #marchagay #2deoctubre #2deoctubrede1978 #FHAR

6 vistas
Nosotros

Somos un grupo de jóvenes pertenecientes a la diversidad sexual en México interesados en difundir las noticias, bufe y perreo que nuestra comunidad provee a todo el mundo.

Contacto

E-mail:

webqueperra@gmail.com

 

Whatsapp:

+52 55 3997 6018

Redes Sociales
  • Facebook Clean Grey
  • Instagram Clean Grey
  • Twitter Clean Grey
  • YouTube Clean Grey
Logo Que Perra Web

© 2017 ¡Qué Perra! Creado por y para la comunidad de Diversidad Sexual en México