• David Meneses

Los Contemporáneos III - La "Jotería" encubierta


La "Jotería" encubierta: Muestras de Disidencia en la obra de algunos Contemporáneos

Amigxs de ¡Qué Perra! este jueves les tenemos la última entrega sobre los Contemporáneos ­­- los revolucionarios sexuales de la literatura mexicana. Espero la disfruten y compartan con nosotros sus opiniones.

Los Contemporáneos pueden adjudicarse el título de revolucionarios sexuales, pues tomaron el aire liberador de la Revolución que acabó con un estatus impuesto, dando rienda suelta al libre ejercicio de su sexualidad que éste rompimiento brindó. Sus obras y letras expresan ésta característica disidente en lo sexual.

Observamos, en las entregas anteriores, que la figura de Salvador Novo se convirtió en un estandarte y su actitud provocadora y desafiante confrontó con valentía a los cánones establecidos por la nueva sociedad pos revolucionaria; sin embargo, no estuvo solo en dicha labor ya que, a su manera, los otros miembros del grupo de los Contemporáneos, a través de sus letras, también abrieron la puerta a la disidencia sexual mostrando, de ésa manera, lo negado, lo "enfermo".

Es por ello que decidimos mostrar fragmentos de la obra de algunos poetas como Villaurrutia, Nandino, Pellicer, Novo, para dar muestra del desafío de las letras a lo establecido. Debemos tomar en consideración que la sociedad creada por la revolución estuvo presente hasta bien entrado el siglo XX.

Que se cierre esa Puerta (fragmento) de Carlos Pellicer, fue publicado dentro de la compilación poética Recinto y Otras Imágenes en 1941, este poema fue parafraseado para nombrar la obra compilatoria de Carlos Monsiváis Que se abra esa puerta. Crónicas de la Diversidad Sexual por editorial Paidos:

Que se cierre esa puerta que no me deja estar a solas con tus besos. Que se cierre esa puerta por donde campos, sol y rosas quieren vernos. Esa puerta por donde la cal azul de los pilares entra a mirar como niños maliciosos la timidez de nuestras dos caricias que no se dan porque la puerta, abierta... Por razones serenas pasamos largo tiempo a puerta abierta. Y arriesgado es besarse y oprimirse las manos, ni siquiera Callar en buena lid...

Nocturno de los Ángeles de Xavier Villaurrutia –publicado dentro de la obra Plaquette en 1936– tiene como origen la estancia del autor en los Estados Unidos de América, lugar desde donde la figura del marinero gesta esta obra para aquellos que "Cambian miradas, atreven sonrisas, forman imprevistas parejas"

Se diría que las calles fluyen dulcemente en la noche. Las luces no son tan vivas que logren desvelar el secreto, el secreto que los hombres que van y vienen conocen, porque todos están en el secreto y nada se ganaría con partirlo en mil pedazos si, por el contrario, es tan dulce guardarlo y compartirlo sólo con la persona elegida.

(...)De pronto el río de la calle se puebla de sedientos seres, caminan, se detienen, prosiguen. Cambian miradas, atreven sonrisas, forman imprevistas parejas...

(...)¡Son los ángeles! Han bajado a la tierra por invisibles escalas. Vienen del mar, que es el espejo del cielo, en barcos de humo y sombra, a fundirse y confundirse con los mortales, a rendir sus frentes en los muslos de las mujeres, a dejar que otras manos palpen sus cuerpos febrilmente, y que otros cuerpos busquen los suyos hasta encontrarlos como se encuentran al cerrarse los labios de una misma boca, a fatigar su boca tanto tiempo inactiva, a poner en libertad sus lenguas de fuego, a decir las canciones, los juramentos, las malas palabras en que los hombres concentran el antiguo misterio de la carne, la sangre y el deseo (...)

Salvador Novo, por su parte, muestra en su poesía el reflejo de su actitud desafiante, de su picaresca personal y ésta se convierte en una ventana para su homosexualidad. “La Estatua de Sal” como se mencionó en la entrega anterior es una clara muestra de dicha condición, sin embargo, no es única en su afán de mostrar la disidencia del poeta:

¿Qué hago en tu ausencia? Tu retrato miro; él me consuela lo mejor que puedo; si me caliento, me introduzco el dedo en efigie del plátano a que aspiro.

Ya sé bien que divago y que deliro, y sé que recordándote me enredo al grado de tomar un simple pedo por un hondo y nostálgico suspiro. Pero en esta distancia que te aleja, dueño de mí pasión, paso mi rato, o por mejor decir, me hago pendeja, ora con suspirar, ora con pedo, premiando la ilusión de tu retrato y los nuevos oficios de mi dedo[1].

...

Ya se acerca el invierno, dueño mío; estas noches solemnes y felices, se ponen coloradas las narices y se parten las manos con el frío. Ven a llenar mi corazón vacío harto de sinsabores y deslices en tanto que preparo las perdices, que pongo la sartén —y que las frío. Deja tu mano encima de la mía; dígame tu mirada milagrosa si es verdad que te gusto —todavía. Y hazme después la consabida cosa mientras un Santa Claus de utilería cava un invierno más en nuestra fosa[2].

Por su parte, Elías Nandino nos hereda una nueva crónica sobre la vida homosexual, no únicamente mediante su obra poética sino, al igual que Novo, deja testimonio fiel del camp mexicano mediante una obra autobiográfica titulada: Juntando mis pasos (2000).

Dentro de dicha obra nos relata sus pasos homosexuales, nos abre su corazón y expresa gustos, deseos y placeres: abiertamente nos habla de sus amantes y su manera de aceptar la condición de disidente.

Desde la dedicatoria Nandino nos advierte: “...A mi llegada a México cuando cometía mis desmanes sexuales, aún me remordía la consciencia. Los restos del complejo del pecado prohibido me hacían tener intensos remordimientos, hasta que un día me hice a mi mismo un poema que titule ‘Autodefensa’ ”[3]

El poema nos dice:

Un día,

la voz de la conciencia

me laceraba tanto

que, desesperado,

me coloqué

frente al espejo

y discutí...

(Salí absuelto

y los dos terminamos

llorando...)[4]

Nandino habla sin tapujos de su condición describiéndola, en momentos, como una enfermedad incurable y en otros como una condición capaz de despertar los amores más puros y hermosos; esta lucha interna que brinda durante gran parte de su juventud y que dura hasta su llegada a la Ciudad de México, donde se vincula con conocidos homosexuales (Novo y Viallaurrutia), según describe, fue su salvación y su pérdida.

Sin embargo, al alcanzar la "madurez", observamos un Nandino conforme con su condición y que acepta la manera en la cual, ésta, gira sus afectos:

...Mi placer mayor era buscar el amor, y el amor se consigue solamente experimentando cuerpos ajenos(...)Mi homosexualidad es autentica; nací con ella en mis huesos y en mi sangre, y no me avergüenzo. Tan firme que nunca he soñado con mujeres, sino con hermosos efebos. A base de talento sabiduría y verdadera hombría, afronte todos los problemas y me acosté con hombres, haciéndolos sentir, gozar y aceptar mi amor homosexual.[5]

Luchando y gozando, se marca la idea de la vida homosexual según Elías, su autobiografía nos deja ver no solamente la vida interna del poeta, sino también muestra la relación que este tiene con la vida, decretando su Poema Prefacio:

No me importa

cómo juzguen mi vida,

yo traté de vivirla

haciendo estrictamente

lo que ella apetecía.

No hubo deseo

tentación o capricho

que no le realizara

con eficaz esmero.

Y fuera lo que fuera

al tiempo de cumplirlo

lo transformé en ensueño.

Por ella fui lascivo

y no he dejado puro

ni un poro de mi cuerpo.

Fue tal mi apego

a los desmanes de su carnal orgía,

que a mis ochenta y dos años

de su infierno en ruinas

aún estoy creando mi poesía[6].

Con esta pequeña muestra, podemos observar las artes en rosa, la expresión de la palabra arcoíris que nos dan indicio de la vida homosexual de personajes que brillaron en las artes mexicanas, que fueron revolucionarios de la sexualidad contra una revolución de la hombría.

[1] Ibídem P.199.

[2] Ibídem P. 202.

[3] Nandino, Elías. Juntando mis pasos. México. Aldus.2000. P.XV

[4] Ibíd. P.XV

[5] Ibídem P.57

[6] Nandino, Elias. Juntando Mis Pasos. México. Aldus. 2000. Pp. 199-200.


#loscontemporaneos #joteria #salvadornovo

54 vistas
Nosotros

Somos un grupo de jóvenes pertenecientes a la diversidad sexual en México interesados en difundir las noticias, bufe y perreo que nuestra comunidad provee a todo el mundo.

Contacto

E-mail:

webqueperra@gmail.com

 

Whatsapp:

+52 55 3997 6018

Redes Sociales
  • Facebook Clean Grey
  • Instagram Clean Grey
  • Twitter Clean Grey
  • YouTube Clean Grey
Logo Que Perra Web

© 2017 ¡Qué Perra! Creado por y para la comunidad de Diversidad Sexual en México